Diferencia entre los síntomas de la gripe, el resfriado y el coronavirus en ancianos

En estos tiempos de pandemia muchos ancianos pueden presentar síntomas comunes de la gripe, el resfriado y el coronavirus, lo que a la hora de saber realmente qué les ocurre en caso de sentirse enfermos les genera muchas dudas que en este artículo queremos aclarar.

Por ello, es importante saber diferenciar los distintos síntomas frecuentes para que puedan actuar de la forma correcta en caso de sufrirlos, y al mismo tiempo, estar más tranquilos en el supuesto de que se trate de un resfriado común o una gripe en vez de coronavirus.

Parecidos entre la gripe, el resfriado y el coronavirus

Primero de todo, hay que saber que tanto la COVID-19, como el resfriado y la gripe son afecciones virales que afectan al sistema respiratorio.

Además, los virus que causan cada una de estas enfermedades son propagados, sobre todo, a través de las partículas que los infectados emiten al hablar, estornudar o toser.

Al igual, que pueden infectarse al tocar objetos o superficies que han sido infectados previamente por esas partículas y tocarse después la boca, la nariz o los ojos.

Sin embargo, aunque el coronavirus causante de la COVID-19, el de la gripe y los distintos virus que causan el resfriado son contagiosos, el SARS-CoV-2 tiene una capacidad de transmisión tres veces mayor que la del virus de la influenza.

Asimismo, el SARS-CoV-2 se puede propagar también en el periodo de incubación, momento en el que los síntomas todavía no se manifiestan o son todavía muy leves.

Por lo que, hay que extremar las precauciones, tanto familiares como cuidadores, a la hora de estar en contacto con personas mayores a su cargo para evitar que se contagien. Ya que puede que no sepan que están contagiados al no presentar sintomatología o ser meramente asintomáticos.

síntomas de la gripe resfriado y covid-19 en ancianos

Diferencias entre los síntomas de la gripe, el resfriado y la COVID-19

Como hemos visto, existen algunos parecidos entre la gripe, el resfriado y el coronavirus, pero de igual modo, también encontramos ciertas diferencias en cuanto a los síntomas.

Por ejemplo, cuando se trata del resfriado común, el cual muchos ancianos suelen tener entre dos y tres veces al año, éstos pueden sufrir dolor de garganta, congestión o secreción nasal, estornudos y tos.

Pero no es normal, ocurre solo en un bajo porcentaje de casos, que se las personas desarrollen cuadros de fiebre como sí suele ocurrir en ancianos que contraen la gripe y el coronavirus. Además, la duración del resfriado suele ser aproximadamente de entre 10 y 14 días.

Por su parte, la gripe en ancianos presenta síntomas como dolores de cabeza, malestar general, tos, escalofríos y fatiga, aunque éstos se manifiesten de repente, no como en el caso del resfriado, los cuáles pueden aparecer poco a poco. La duración de éstos es de una o dos semanas.

No es normal tener fiebre en un resfriado común.

De otro lado, las personas mayores que se infectan de coronavirus, y las de otras edades, suelen presentar fiebre y síntomas respiratorios parecidos a los de la gripe como la falta de aire o la tos.

Igualmente, ciertos afectados pueden además tener diarrea, cansancio generalizado y dolor de garganta y muscular, en algunos casos. Sin embargo, uno de los síntomas más característicos del SARS-CoV-2 es la pérdida de olfato, conocida como hiposmia, un síntoma muy característico de los infectados por este virus.

Hay que remarcar, que la sintomatología se muestra de forma gradual y puede desarrollarse como si se tratara de un resfriado común, e incluso, llegar a volverse más grave hasta el punto de que la persona mayor pudiese sufrir neumonía o el síndrome respiratorio agudo severo, por lo que precisaría de hospitalización.

Síntomas de la gripe, resfriado y coronavirus

En la siguiente tabla presentamos de forma clara la diferenciación entre los síntomas de la gripe, el resfriado y el coronavirus.

gripe resfriado coronavirus síntomas

Hay que tener presente que los síntomas de cada enfermedad varían de una persona a otra, ya que factores como la edad o las patologías previas inciden notablemente.

Pautas para evitar contagiarse de estas enfermedades víricas

Las siguientes pautas son de vital importancia para prevenir el contagio de gripe, resfriado y coronavirus en ancianos:

  • Uso de mascarilla en espacios cerrados (usar tipo FFP2 en caso de que las demás personas no la lleven puesta) y en espacios abiertos si lo piden las autoridades.
  • Uso de geles hidroalcohólicos y lavado de manos con jabón al tocar superficies.
  • No tocarse boca, nariz y ojos en el supuesto de tocar superficies fuera del hogar sin antes no lavarse las manos.
  • Mantener distancia de seguridad de un mínimo de dos metros entre las demás personas.

En el caso de familiares y cuidadores, es imprescindible siempre el uso de mascarilla cuando estén en contacto con el anciano a su cargo, y todavía más, en esta época de pandemia del coronavirus o si se presenta cualquier sintomatología de gripe o resfriado.

Pautas a seguir si el anciano presenta síntomas de gripe, resfriado y coronavirus

Las indicaciones generales a seguir en caso de que la persona mayor este contagiada de estas afecciones víricas son:

  1. Guardar reposo en casa y evitar el contacto social no imprescindible.
  2. Usar pañuelos desechables a la hora de sonarse.
  3. Ventilar la casa al menos 15 minutos dos veces al día.
  4. Uso de mascarilla tanto cuidador, como familiar y anciano para evitar el contagio si la persona mayor presenta síntomas y siempre en tiempos de Covid.
  5. Mantener al anciano hidratado.

Hay que tener en cuenta, que estas pautas son generales, y dependiendo de cada enfermedad habrá que ampliarlas o seguir algunas más específicas.

Sin embargo, si la persona mayor presenta síntomas de la COVID-19, como los descritos en la tabla anterior, se contactará telefónicamente con su médico de cabecera para actuar cuanto antes y evitar complicaciones.

Como hemos visto, a veces los diferentes síntomas de gripe, resfriado y coronavirus pueden llevar a la confusión a la hora de saber qué enfermedad está sufriendo el anciano.

Por ello, es muy importante observar la sintomatología y siempre, en cualquiera de los casos, contactar con el médico para que le dé al cuidador o al familiar que cuidan de la persona mayor las indicaciones pertinentes a seguir, ya que si se trata de la COVID-19, en vez de gripe o un resfriado común probablemente le recomendará un protocolo de actuación bien distinto.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *