Cómo solicitar ayudas a la dependencia en Cataluña

Las ayudas a la dependencia en Cataluña se gestionan a través de la Ley de Dependencia en España, también denominada Ley 39/2006 de 14 de diciembre, de Promoción de la Autonomía Personal y Atención a las personas en situación de dependencia.

Esta ley agrupa los servicios y prestaciones que se dan para fomentar la autonomía personal, además de la protección y atención a las personas gracias a los servicios públicos y privados concertados.

Los datos de dependencia en Cataluña se facilitan trimestralmente por el departamento competente desde enero del 2012, para que los ciudadanos estén al día de toda la información actualizada.

Dependencia vs autonomía personal

La dependencia se define como el estado firme en el que algunas personas con causas como la edad, discapacidad o enfermedad que están unidas a la perdida o falta de autonomía mental, física o sensorial requieren el apoyo, ayuda y atención de otras personas para desarrollar actividades básicas diarias.

Por otra parte, la autonomía personal es la capacidad de controlar, tomar y adoptar, por iniciativa propia, decisiones personales, del mismo modo que desarrollar las principales actividades de la vida diaria.

Condiciones y requisitos de la Ley de Dependencia

Si las personas cumplen con las condiciones estipuladas por la normativa, la Ley de Dependencia dispone de unas ayudas, cuyo principal objetivo será el de mejorar su seguridad en el día a día.

Antes de solicitar cualquier ayuda, un requisito básico es el hecho de poseer el reconocimiento oficial de la condición de dependencia, con el fin de poder tener acceso a las prestaciones tanto económicas como de servicios sociales.

En Cataluña, la Ley de autonomía y atención a la dependencia (LAPAD) forma parte del sistema público de servicios sociales, por este motivo la red de atención a las personas con necesidades sociales es la misma que para las personas dependientes.

Teniendo en cuenta las prestaciones, las ayudas se financiarán por una administración u otra. Algunas corren a cargo de la Administración General del Estado, mientras que otras las efectúa cada comunidad autónoma o ambas conjuntamente.

Grados de dependencia en Cataluña

Cada comunidad autónoma es la que se encarga de valorar el grado de dependencia. Para medirla, se siguen unas reglas fijadas en el cuestionario aprobado por el gobierno.

Este cuestionario determina la dificultad o incapacidad de la persona para realizar actividades habituales y la ayuda que va a necesitar.

En Cataluña se establecen tres grados de dependencia según su baremo de dependencia (BVD):

  • Dependencia moderada (Grado I): limitada por su autonomía personal, solo tiene necesidades intermitentes de ayuda, como mínimo una vez al día.
  • Dependencia severa (Grado II): no se requiere la presencia permanente para ayudar a la persona, pero sí que la necesita para realizar varias actividades básicas.
  • Gran dependencia (Grado III): perdida total de la autonomía física o mental, precisa de la presencia continuada de otra persona.

Ayudas según el grado de dependencia

Una vez llevada a cabo la solicitud de dependencia y se haya reconocido como dependiente, se concederán las ayudas según el grado de dependencia y la capacidad económica de quién la solicita.

Las ayudas a la dependencia pueden ser:

  • De servicios: ayudas de profesionales, teleasistencia, programas de prevención, entre otras.
  • Económicas: para cubrir los costes de los servicios del programa individual de atención (PIA) cuando no se puede ser atendido por un servicio público o concertado.

Las cuantías variaran en función del coste, el tipo y la capacidad personal del beneficiario. Las máximas son:

 Grados dependencia Grado de dependencia I Grado de dependencia II Grado de dependencia III
 Cuantía máxima PEVS 426,12€/mes 715,07€/mes
 

Cuantía máxima prestaciones de cuidados en el entorno familiar

153€/mes 268,79€/mes 387,64€/mes

Cómo solicitar las ayudas a la Dependencia

El procedimiento para adquirir las ayudas debe solicitarse a la Generalitat por la persona que quiera recibirlas. Por lo que se necesitará:

  • Para la solicitud: pedirlo en los puntos indicados de atención ciudadana de la Generalitat de Cataluña o a los servicios sociales del municipio o distrito. Además, en la página web de la Generalitat puede descargarse gencat.cat/dasc
  • Valoración: la encargada de evaluar a la persona según los informes es la Generalitat
  • Resolución del grado y nivel: basándose en la valoración se obtendrá el grado de dependencia. Existe la posibilidad de ser revisado por mejora o empeoramiento.
  • Propuesta PIA: proceso para establecer el programa.
  • Resolución de servicios y prestaciones: reconocimiento por parte de la Generalitat de estas ayudas.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *